top of page
  • Editor

Reducción de tarifas aeroportuarias: ¿Cómo puede ayudar a nivelar la industria?



La disminución de algunas tarifas aeroportuarias cobradas a pasajeros y aerolíneas representa una oportunidad para sanear el sector y revisar que las inversiones realizadas por los grupos aeroportuarios correspondan con las ganancias obtenidas por estos, explicó Rogelio Rodríguez, doctor en derecho aeronáutico y uno de los artífices de la ley de aeropuertos.



En entrevista para El Financiero, el experto detalla que el anuncio del gobierno para revisar y reducir las tarifas cobradas por los concesionarios aeroportuarios abre la puerta para que los cobros sean justos y se puedan generar mayores inversiones.


Rodríguez agrega que las tarifas cobradas por los aeropuertos a las aerolíneas no están justificadas e, incluso, algunas de ellas se cobran doblemente: una vez a las empresas aéreas y, una más, a los pasajeros, que ven reflejado ese cobro en el precio final de su boleto de avión.


Aunque el anuncio del gobierno de reducir tarifas sí está relacionado con la Tarifa de Uso Aeroportuario (TUA), va más allá de ella, pues en los aeropuertos “se cobra por todo” y, en la mayor parte de las veces, ese pago no está “justificado”, agregó el también catedrático de la UNAM.


“Es una oportunidad para sanear el sector, para volver atractiva la inversión y moderar las ganancias abusivas”, remarca el experto.


La semana pasada, el gobierno, a través de la Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes informó a los tres grupos aeroportuarios-Asur, Oma y GAP-, la decisión de revisar a la baja las tarifas cobradas por los concesionarios privados de puertos aéreos, esto para evitar ganancias consideradas abusivas.


Tras ello, las acciones de las empresas tuvieron caídas en sus precios, no obstante, la decisión del gobierno corresponde a un reclamo desde las aerolíneas y el sector aeronáutico por regular los cobros realizados por los aeropuertos desde hace casi tres décadas.


En marzo del 2019, los directores de las tres principales aerolíneas nacionales expresaron su descontento por las tarifas cobradas por los grupos aeroportuarios quienes, consideraron, tienen márgenes de ganancias desproporcionados.


En ese momento el director de Volaris, Enrique Beltranena, declaró haber enviado por lo menos tres misivas a la Dirección General de Aviación Civil (DGAC), hoy AFAC, para buscar regular los costos cobrados por empresas como GAP, ASUR, ASA y Oma.


“Hasta ahora es un expediente entre la DGAC y Volaris, queremos ver cómo dicha institución va a regular esos costos que consideramos excesivos”, aseguró en ese momento.


De igual forma, Andrés Conesa, director general de Aeroméxico, estimó en 2019 que los márgenes de ganancias de los grupos aeroportuarios y las aerolíneas tenían que ser regulados.

“No puedes tener márgenes muy pequeños para la industria y los aeropuertos gozan de márgenes arriba del 50 por ciento. La regulación debe ser de forma ordenada. Vale la pena sentarse y ver cómo lo hacemos”, dijo entonces Conesa.


Del Financiero

Comments


RECIENTES

bottom of page